{country_name} ↓ TRANS_MENU
Elije tu ubicación:
Mi portadaMi portadaMi portada

¿Qué está pasando ahora?

Entrar Entrar con Facebook
Usuario o contraseña incorrectos!
1

A Martha Higareda no le agradan los desnudos

Martha Higareda tiene acostumbrados a los fanáticos del cine mexicano a los desnudos que ha realizado en casi todas sus películas

Sin embargo quitarse la ropa es algo que le ha costado mucho trabajo a la actriz de 30 años de edad, y asegura que si lo hace, es porque así lo pide su personaje. 

Martha realizó sus primeras escenas subidas de tono en películas como "Amar te duele", "Hasta el viento tiene miedo" y "Niñas mal". 

De acuerdo con TVNotas, actualmente Martha tiene un noviazgo (de tres años) con el actor estadounidense Cory Brousseau, quien estuvo con ella en la premier de "Cásese quien pueda". 

Además, Martha se encuentra filmando la serie televisiva "El Mariachi ", cuyas transmisiones arrancarán el 10 de marzo. 

La producción se encuentra basada en la película original de Robert Rodríguez que se convirtió en hito del llamado cine independiente. 

El éxito de "El Mariachi" derivó en otras dos producciones: "Desperado" (1995) y "Once upon a time in Mexico" (2003), protagonizadas por Antonio Banderas y Salma Hayek , que conformarían la trilogía. 

Periódico AM
Hoy
1 Puntos
1

Martha Higareda afirma que no le agrada hacer desnudos

CIUDAD DE MÉXICO (31/AGO/2014).- Martha Higareda tiene acostumbrados a los fanáticos del cine mexicano a los desnudos que ha realizado en casi todas sus películas.

Sin embargo quitarse la ropa es algo que le ha costado mucho trabajo a la actriz de 30 años de edad, y asegura que si lo hace, es porque así lo pide su personaje.

Martha realizó sus primeras escenas subidas de tono en películas como 'Amar te duele', 'Hasta el viento tiene miedo' y 'Niñas mal'.

De acuerdo con TVNotas, actualmente Martha tiene un noviazgo (de tres años) con el actor estadounidense Cory Brousseau, quien estuvo con ella en la premier de 'Cásese quien pueda'.

Además, Martha se encuentra filmando la serie televisiva 'El Mariachi ', cuyas transmisiones arrancarán el 10 de marzo.

La producción se encuentra basada en la película original de Robert Rodríguez que se convirtió en hito del llamado cine independiente.

El éxito de 'El Mariachi' derivó en otras dos producciones: 'Desperado' (1995) y 'Once upon a time in Mexico' (2003), protagonizadas por Antonio Banderas y Salma Hayek, que conformarían la trilogía.

El Informador
Hoy
3 Puntos
1 2 3 4 5

People “Me doy el lujo de hacer solo las películas que quiero”: Scarlett Johansson - Grupo Milenio

Debía preocuparme de todas las transformaciones de Lucy, desde su lenguaje corporal hasta lo más sutil, como los matices de la voz.Este año también se estrenó Under the Skin, una de tus películas más complejas y sorprendentes. Soy su admiradora número uno: creo que Sexy Beast y Birth son dos de las mejores películas de los últimos 20 años, así que rodar con él, y sin muchos efectos, aunque es una cinta de corte fantástico, fue una experiencia muy íntima.

Lleva ya 20 años de carrera (debutó en 1994 con North) y desde entonces, Scarlett Johansson (Nueva York, 1984) ha tenido una filmografía versátil, coronada por interpretaciones centrales en filmes bien reconocidos como Lost in Translation (2003), La joven de la perla (2003) o Match Point (2005). También se ha colocado como reina de la taquilla con su rol de La Viuda Negra en las cintas de superhéroes Marvel ?incluyendo un rol central en Los Vengadores.

Gracias a esas elecciones tan poco convencionales, que alternan los taquillazos con filmes poco comunes como Under the skin, que causó estupor y furor en el Festival de Venecia, la crítica especializada dice que Scarlett ha pasado de ser la actriz más sensual de su generación a ser la más interesante. Ahora retorna al género de la acción de la mano de Luc Besson, en Lucy, donde interpreta a una joven que es secuestrada por un cártel de droga, pero cuando la someten a una operación quirúrgica para que transporte una droga que altera las funciones neuronales, la chica se convierte, literalmente, en el ser más poderoso de la tierra.

“Siento interés por la política y me gustaría impulsar la ley de salud de mi país”

Con casi 300 millones de dólares recaudados en su estreno en Estados Unidos, la cinta aspira a ser un nuevo hito en la carrera de la actriz, que además este año se convertirá en madre por primera vez y contraerá matrimonio con el publicista francés Romain Dauriac, con quien reside parte del año en París desde 2012.

¿Has superado que algunos de tus papeles alimenten tu imagen de ícono sexual, para ahora demostrar que eres más versátil que tu aspecto?

Después de unos años muy productivos tengo la ventaja de haberme establecido como actriz, así que ya no me importa dónde pueda posicionarme mi carrera. Disfruto mucho de esa libertad. Así que prácticamente me puedo dar el lujo de hacer las películas que yo quiero. Ya no tengo que demostrarle nada a nadie. Es una gran ventaja. Puedo escoger proyectos más interesantes, arriesgarme.

Como sucede con Lucy.

Exacto. Me fascinó el concepto que tenía Luc Besson. Existe el mito de que los humanos solo usamos 10 por ciento de nuestro cerebro y mi personaje usa el ciento por ciento. Fue irresistible la idea de hacer esto; me intrigaba saber cómo iba a integrar todo el pensamiento filosófico con una serie de secuencias de mucha acción.

La cinta no se parece realmente a La Femme Nikita, aunque muchos pensaban que iba a ser así?

Oh, no. Besson no quería volver a hacer eso, y me lo dijo. Nikita fue uno de los primeros filmes suyos que vi, junto con El profesional, hace años. Desde entonces era una gran admiradora de Luc y de su trabajo. Y aquí lo que plantea es que Lucy es en todos los aspectos una muchacha ordinaria que vive y trabaja en Taipei y que de pronto ve su vida cambiada radicalmente por esta situación en contra de su voluntad. El novio la engaña para que transporte drogas, pero las drogas son un arma muy potente y la convierten en lo más parecido a un dios, con todos estos poderes? ¿viste la película? Pues cuando la leí, no me imaginaba que Luc iba a hacer lo que hizo. Me sorprendió mucho.

Sobre tu experiencia en la cinta, ¿Cómo fue interpretar a Lucy y convertirte en heroína de acción?

Bueno, ya había hecho cine de acción en Iron Man 2, The Avengers y Capitán América? pero esto es distinto. Ahí yo era parte de un elenco, un ensamble y muchos efectos se tenían que hacer por computadora? pero aquí Luc me pidió que entrenara para que yo hiciera la mayor parte posible de mis secuencias de acción y le dije que me parecía perfecto. En ese momento aún no estaba esperando un bebé, así que no tuve miedo de aprender a hacer la mayor parte de mis acciones yo misma. Ahora, por supuesto, la situación es muy distinta. Pero con Luc tuve una confianza instantánea y dejé que me guiara. Me encantó el reto. Fue al mismo tiempo, una experiencia liberadora. No tuve que trabajar dentro de los límites de mi cuerpo, así que ha fue una actuación realmente diferente. Debía preocuparme de todas las transformaciones de Lucy, desde su lenguaje corporal hasta lo más sutil, como los matices de la voz.

Este año también se estrenó Under the Skin, una de tus películas más complejas y sorprendentes?

Casi nunca veo mis películas, no creas? pero esta sí que quise verla. Tenía que ver cómo quedó, porque, ¿sabes? Fue una experiencia bastante surrealista ver el corte final. Es que mientras la rodaba no era consciente del resultado final que tendrían las escenas. No sabía lo que Jonathan Glazer estaba filmando, me puse completamente en sus manos. Soy su admiradora número uno: creo que Sexy Beast y Birth son dos de las mejores películas de los últimos 20 años, así que rodar con él, y sin muchos efectos, aunque es una cinta de corte fantástico, fue una experiencia muy íntima. Mi personaje ha sido tan intenso que ver después el film terminado ha sido un impacto. No puedo mentir, estoy muy orgullosa de este trabajo y creo que Glazer es uno de los directores con más talento de hoy en día. Que me invitara a colaborar con él en un proyecto que le tomó tantos años concretar es un privilegio, uno de los mejores momentos de mi carrera hasta ahora.

Aunque has trabajado con Woody Allen y Scorsese?

Sí, he sido tremendamente afortunada. Con Martin Scorsese solo fue un corto para promover una fragancia, con Matthew McCounaghey, pero me encantaría poder repetir con él y con Woody, cualquier día. Es, te digo, lo que me gusta, tener la libertad para elegir mis proyectos.

¿Las reseñas o lo que se escribe de ti te ha afectado de algún modo?

La verdad es que no suelo leerlas. Ni las entrevistas. No soy vanidosa. Alguna vez me llegan a mandar alguna pieza que es perspicaz o brillante, y la leo y aprecio, pero siendo honesta, trato de que no me afecten, ni para bien ni para mal. Por otra parte, no hay forma de volver atrás y rehacer las cosas, así que la película ya está ahí ¿para qué me mortifico? Preocuparme por lo que ya hice, me parece una pérdida de tiempo. Prefiero concentrarme en los proyectos a futuro. Es más interesante.

¿Te ves trabajando en el cine para siempre?

Me veo trabajando en este negocio, sí, pero puede que de otra manera. No creo que mi trabajo como actriz vaya a llenarme por completo el resto de mi vida, ni que vaya a dedicarme a ello para siempre. Tengo otras prioridades, voy a empezar una familia y eso evidentemente me cambiará la vida, así que no me pienso quedar todo el tiempo obsesionada con una carrera que no será eterna. Además tengo muchos intereses que me gustaría emprender. Me gusta la moda, no es secreto, y tal vez me gustaría crear una línea de ropa masculina. También, sería muy bonito implicarme en el mundo de la agricultura de alguna forma y, además, no descarto tener mi propio restaurante (risas). También siento algo de interés por la política y el servicio público, ayudar a los demás. Si pudiera hacer algo más allá de la filantropía, tal vez sería impulsando la ley dirigida a los servicios de salud de mi país. Me gustaría ver qué se puede conseguir en ese ámbito. Como ves, hay mucho más en mi vida que solo hacer cine, aunque, claro, esto es lo que más me gusta.

Milenio
31/08
3 Puntos

People Óscar Jaenada, un actor sin nacionalidad

Contó que cuando lo vio representado por Jaenada sintió que Cantinflas ahí estaba y ya no pudo contener las lágrimas. Una con el hijo de Cantinflas que llegó al tercer día y pidió ver una escena recién grabada. Mi reto fue recrear a Cantinflas del que se conoce demasiado pero también a Mario Moreno, del que muchos no sabían tantas cosas como ahora se cuentan. Los Ángeles.- Los actores no tenemos nacionalidad, somos nómadas por naturaleza, definió Óscar Jaenada, quien representa a .

Los Ángeles.- Los actores no tenemos nacionalidad, somos nómadas por naturaleza, definió Óscar Jaenada, quien representa a ?Cantinflas?.

?Soy español porque lo dice el pasaporte, pero soy ciudadano del mundo y admirador de Mario Moreno?, puntualizó el histrión nacido en Barcelona.

?Cantinflas?, la película basada en la vida artística y personal de uno de los más grandes comediantes mexicanos, se estrenó este viernes en los cines de Estados Unidos.

?Van a conocer muchas cosas que no se sabían a fondo de Mario Moreno y también verán recreadas muchas escenas de sus películas?, describió el protagonista de la cinta.

Jaenada minimizó lo que ha sido su constante desde que se conoció su protagónico y de que representara al mimo sin ser de nacionalidad mexicana.

?Ni me incómodo ni fue un reto. Soy un artista que asumo y buscos mis retos y eso sólo lo tomo como parte de la incultura cinematográfica?, replicó.

Jaenada fue entrevistado en un hotel de Beverly Hills, en donde ya sin la presión habló con marcado acento español y evadió hablar como ?Cantinflas? ?porque necesito de muchas cosas para sacarlo?.

El actor consideró que desde el primer día de grabación fue maravilloso sentir que había logrado conectar con el personaje de Cantinflas.

?Estaba muy nervioso y cuando salí ya vestido sólo hubo un silencio tremendo pero cuando escuche los primeros aplausos sentí esa conexión?, indicó.

?Hubo varios momentos que me enchinaron la piel. Una con el hijo de Cantinflas que llegó al tercer día y pidió ver una escena recién grabada?, dijo.

?Estaba conversando con amigos, pero les pedí que me dejaran verlo y cuando escuché que les pidió que ahora se le presentaran con mi voz, y al escuchar que era mi voz real, vi su cara de aceptación y me emocioné?, enfatizó.

?También cuando estábamos haciendo una escena de carpa uno de los extras al terminar se soltó llorando emocionado por el momento?, mencionó.

El extra contó que él había conocido a Cantinflas y que había trabajado de joven en una de sus películas y que ahora se ofreció para estar de nuevo.

?Contó que cuando lo vio representado por Jaenada sintió que Cantinflas ahí estaba y ya no pudo contener las lágrimas?, agregó.

?Fueron varios momentos que me dieron mucha fuerza para sentir que iba bien y ahora espero llevar a mis padres a la premier a México para que vean mi trabajo?, dijo.

Jaeanada contó que a Cantinflas lo conoció por primera vez de 12 o 15 años cuando hacia reír a sus padres viendo una de sus películas en la sala de la casa.

Jaenada ya había sido seleccionado para actuar como Cantinflas en una fallida producción sobre el mimo, que no se logró hace varios años y cuando se enteró del nuevo proyecto envió fotos y un demo.

?Cuando se me aceptó me preparé por seis meses, vi unas ocho veces cada una de sus 52 películas?, señaló.

?Mi reto fue recrear a Cantinflas del que se conoce demasiado pero también a Mario Moreno, del que muchos no sabían tantas cosas como ahora se cuentan?, añadió.

?El reto no sólo era el improvisar, sino también cuidar que el acento no se me notara?, apuntó quien es un conocido actor español ganador del Goya por ?Camarón de Isla? en 2005 y quien apareció en ?Piratas del Caribe 4?.

?Siempre me intrigó conocer más de ese personaje que logró unir al público latinoamericano cuando no había Internet, la televisión era escasa y el cine era para ricos?, abundó el intérprete sobre su papel.

Interrogado sobre cuál pudiera ser la definición de la película de ?Cantinflas? respondió: ?Es México es un hermoso y bello viaje turístico de México de esa época?.

Vanguardia
31/08
0 Puntos

People La excepción coreana en el cine

- “The Terror Live”, Byeong-woo Kim (Corea del Sur).- “Cold Eyes”, Ui-seok Jo, Byung-seo Kim (Corea del Sur). - “The Attorney”, Woo-seok Yang (Corea del Sur).- “Hide and Seek”, Jung Huh (Corea del Sur). - “Snowpiercer”, Joon-ho Bong (Corea del Sur, EE UU, Francia, República Checa).- “The FaceReader”, Jae-rim Han (Corea del Sur).- “Iron Man 3”, Shane Black (EE UU, China).- “The Berlin File”, Seung-wan Ryoo (Corea del Sur).

Madrid, España.- Enfundado en una impecable librea negra, el señor Kim da la bienvenida a los espectadores con una reverencia. Es el conserje del Cheongdam Cinecity, uno de los mejores cines de Seúl, un imponente bloque de hormigón negro de 13 plantas. Se levanta en el corazón del célebre barrio de Gangnam, entre los rascacielos de la capital surcoreana, una de las megalópolis más extendidas y frenéticas del planeta. Con ese gesto, Kim abre las puertas del cine del futuro. Olviden la escueta combinación de pantalla y palomitas: en Corea del Sur las salas ocupan edificios enteros empapados de tecnología, con proyecciones que empiezan cada media hora, desde las nueve de la mañana hasta la una y media de la madrugada. Las entradas se compran a un precio de entre seis y 10 euros con un toque en la pantalla del móvil y se cancelan sin penalización hasta 30 minutos antes del comienzo de la película. Y los surcoreanos lo agradecen: según los datos del Observatorio Audiovisual Europeo, cada uno de los 50 millones de habitantes del país asiático asiste de media a cuatro proyecciones al año (los 47 millones de españoles van al cine 1.7 veces al año, mientras que en el conjunto de la Unión Europea el dato es de 1.8). Un récord que los surcoreanos comparten solo con los islandeses, y que en su caso se solapa con otro hito: la industria nacional produjo 17 de las 20 películas más taquilleras del año pasado en una lista que encabeza la comedia carcelaria “Miracle in Cell no. 7” (solo estrenada en Asia según Imdb).

Pero el cine coreano también cruza fronteras: exporta talento (directores como Park Chan-wook son solicitados en Hollywood) y películas como “The Host”; el filme más taquillero de todos los tiempos en la península asiática fue un éxito en pantallas de medio mundo. También venden animación. La recién estrenada “The Nut Job”, es una coproducción entre la firma coreana Redrover, especializada en efectos especiales, y la canadiense Toonbox. El Gobierno de Seúl ha contribuido directamente con 6.4 millones de euros a los 32 millones invertidos en su producción, que hacen del filme la cinta de animación más cara jamás coproducida en Corea del Sur.

De vuelta en el Cheongdam Cinecity el señor Kim llama el ascensor, necesario para llegar a la taquilla en la octava planta de este cine cuidado hasta el mínimo detalle que alberga seis salas, tres restaurantes y una enorme tienda de ropa. La tecnología y el confort dominan y los sillones de piel se alternan con asientos con cascos de alta calidad. En este prodigio de la técnica, donde una sala con pantalla 4D ocupa toda la decimotercera planta, hasta comprar palomitas conlleva la posibilidad de elegir entre tres sabores (clásicos, dulces o una innovadora variante de cebolla) y contenedores de cinco tamaños. Hay hasta una suerte de quiosco enteramente dedicado a la venta de revistas cinematográficas.

Según los datos del Consejo Superior de Cine Coreano (KOFIC), la producción de películas en Corea del Sur ha aumentado en un 50% en el último lustro, alcanzando los 207 filmes, 120 más de los que se producían hace 10 años (en España la cifra ronda los 130 largometrajes). Y el público ha premiado este esfuerzo: las entradas para las películas autóctonas alcanzaron el 60% de las 213,3 millones vendidas el año pasado (casi tres veces más que las 78,2 millones adquiridas en España en el mismo periodo).

El aplastante dominio del cine nacional sobre las películas extranjeras no es nada nuevo en Corea del Sur: “La atmosfera opresiva y agobiante que se instaló en el país en los años cincuenta, después de la guerra contra el Norte, afectó profundamente a los coreanos. La necesitad de alejarse de ella, de sentirse libres, influyó profundamente la cultura nacional. Cuando en 1988 Roh Tae-woo fue elegido a presidente tras 40 años de régimen autoritario, la vuelta a la democracia y el fuerte crecimiento económico de los años noventa conllevaron el boom de la cultura coreana y el paulatino abandono de la estadounidense. El cine fue un medio para transmitir esos valores, y una abundante parte de la población empezó a ver películas nacionales”, explica Equan Choe, director de la Academia de Cine de Corea del Sur y miembro del KOFIC. “En los noventa la industria cinematográfica cobró más fuerza y creció también la demanda de taquillazos. Shiri, [una película que relata, con un estilo parecido a las action movies hollywoodienses de los ochenta, un entramado de espionaje en el que se enfrentan las dos Coreas], es uno de los primeros éxitos en esta nueva etapa”.

El auge del cine en esa década se enmarca en el hallyu, o Korean wave, la ola que permitió a la cultura pop coreana extenderse fuera de las fronteras nacionales y hasta convertirse en un modelo a seguir en algunos países limítrofes. La clave de este éxito, según escribe Keunmin Bae, investigador de la Universidad del Estado de Pennsylvania en un capítulo del volumen “Hallyu: influence of korean popular vulture in Asia and beyond”, se encuentra “en la exportación de las telenovelas coreanas al noreste y sureste de Asia. Su creciente éxito empujó también otros géneros, sobre todo películas y música pop, y contribuyó a la difusión de la comida, del idioma y en general de la cultura coreana”.

Esta suerte de revolución cultural no ha tardado en desarrollar también su aspecto comercial. En los noventa, una época en que la bonanza económica empujaba con fuerza la producción nacional, las firmas de mayor envergadura irrumpieron también en la industria cinematográfica. “Las grandes compañías olieron pronto el negocio: hasta Samsung creó un departamento de cine (que ya no existe). En los años siguientes, las cuatro grandes (CJ, Showbow, Lotte y Next, las productoras de mayor envergadura del país) se hicieron con casi la totalidad del mercado”, asegura Choe. Pero el director de la Academia de Cine subraya que esta abundante inyección de capital no se tradujo siempre en una mejora cualitativa: “Entre 2005 y 2008 aumentó la cantidad de dinero gastado en producción pero no la habilidad de los directores. Fue un periodo oscuro para el cine coreano y muchas productoras echaron el cierre. Solo las que comenzaron a contratar buenos directores sobrevivieron, y al cabo de una década crecieron exponencialmente”.

Para invertir esta tendencia, la Academia se ha concentrado en la formación y selección de nuevos realizadores que luego ingresarán en el mercado. Sus esfuerzos se han concretado en un aumento del 29.46% de los ingresos en taquilla entre 2009 y 2013, hasta los 1.551 millones de won coreanos (1.141 millones de euros).

Choi Dong-hoon, director de “El Gran Golpe”, la segunda película más taquillera de la historia en Corea, explicaba en una entrevista a El País que la receta de este éxito se basa en producciones que enfatizan el componente emotivo de las historias que están narrando: “El cine coreano tiende a dar importancia a las emociones apasionadas. El humor y la tristeza se mezclan al mismo tiempo y, más que historias tranquilas, hay dramas conflictivos. La actual tendencia del cine coreano es mostrar una fuerte expresión de catarsis y patetismo”, aseguró el cineasta

Choe las compara con la “comida basura, porque sabes qué es lo que te espera y de alguna manera resulta adictivo”. Y en efecto, así como ocurre con la comida rápida, las grandes cadenas constituyen la otra pata del triunfo del cine coreano. Las firmas productoras y las salas tienen a menudo el mismo dueño: “Trabajan en sinergia. Estoy abonada a una de ellas y no es raro que me ofrezca descuentos y promociones para ir a ver determinadas películas”, asegura Kelly Sung Un Jeon, una emprendedora de 28 años que suele ir al cine una vez por semana.

Las implicaciones de tanto poder concentrado en tan pocas manos no son poca cosa. Las big four produjeron las 15 películas nacionales más vistas en 2013 y las distribuyeron en 800 salas: se llevaron el 75% de todas las entradas vendidas. Así que el Ejecutivo de Seúl se está planteando la aplicación de una ley para romper un oligopolio “que puede alterar demasiado el mercado”, explica Choe. Mientras tanto, el KOFIC ha puesto en marcha una serie de medidas para controlar y diversificar el mercado cinematográfico. El Consejo introdujo un modelo único de contrato de trabajo para los empleados de la industria cinematográfica y firmó con las cuatros grandes un convenio que las obliga a publicar los resultados de sus ventas en DVD e IPTV (televisión online), que representan un tercio de sus ingresos.

Para promocionar el cine independiente, que según los datos del propio organismo acaparó en 2013 solo 10 mil entradas, el KOFIC promociona las películas de pequeñas productoras a través de su web, donde se permite su visión en streaming. Ofrece además incentivos hasta el 30% para las compañías extranjeras que quieran grabar sus películas en Corea del Sur, y ha firmado acuerdos bilaterales con organismos parecidos en países como China, Vietnam, Chile o Perú para difundir el cine coreano más allá de las fronteras nacionales. ¿Hasta dónde puede llegar esta expansión? A Choe no le caben muchas dudas: “El cine va de locos, porque los directores de cine son eso, unos locos. Si hasta empiezan a ganar dinero, como ahora está ocurriendo en Corea del Sur, esto tiene mucho margen para crecer”. © EL PAIS, SL. Todos los derechos reservados.

- “Miracle in Cell no. 7”, Lee Hwan-kyung (Corea del Sur).

- “Snowpiercer”, Joon-ho Bong (Corea del Sur, EE UU, Francia, República Checa).

- “The FaceReader”, Jae-rim Han (Corea del Sur).

- “Iron Man 3”, Shane Black (EE UU, China).

- “The Berlin File”, Seung-wan Ryoo (Corea del Sur).

- “Secretly, Greatly”, Chul-soo Jang (Corea del Sur).

- “The Attorney”, Woo-seok Yang (Corea del Sur).

- “Hide and Seek”, Jung Huh (Corea del Sur).

- “The Terror Live”, Byeong-woo Kim (Corea del Sur).

- “Cold Eyes”, Ui-seok Jo, Byung-seo Kim (Corea del Sur).

Vanguardia
31/08
0 Puntos

Sports Tech People Reto, falta de espacios para películas mexicanas, dice Jiménez Cacho

Monterrey, 30 Ago (Notimex).- La falta de espacios para exhibir las cintas producidas en el país, es uno de los principales retos del actual cine mexicano que requiera de un mayor número de salas para ver otras películas que “no sean de las grandes”, señaló aquí el actor Daniel Giménez Cacho.

Previo al homenaje y reconocimiento que recibirá en el Festival Internacional de Cine (FIC) Monterrey 2014, el actor indicó que muchas de las películas hechas por productores nacionales no se ven en las salas cinematográficas.

“No logramos ver nuestro cine ñ?] hay un montón de películas que no vemos y eso es dramático”, dijo, “el reto más grande para los cineastas del país es en la exhibición”.

Consideró que para que disminuya dicha problemática debe haber una participación más activa por parte del estado mexicano al asegurar la diversidad de temas, el desarrollo y la difusión.

“La única libertad que veo en el libre mercado es que el más grande devora al más chico”, expresó el actor quien ha trabajado en más de 40 películas y ha sido ganador cinco veces del premio Ariel.

Aunado a esta problemática, enfatizó el problema de la piratería que calificó como “una válvula de escape” para la inequidad que se vive en este ámbito.

“Es un gran canal de distribución justamente frente al bloqueo de las pantallas. De pronto en la piratería hay un gran canal de distribución para nuestro cine que llega de manera masiva y económica a la gente; pero es más complejo”,expresó subrayando que es algo que “sí se tiene que regular”.

Además destacó la importancia de generar más espacios para cultivar a las personas y generar el interés en el cine, pues asegura, que es una herramienta importante.

“Hay grandes extensiones del país donde no hay cine, no hay salas”, dijo el actor e hizo referencia a los escasos espacios en la ciudad de México.

“Es dramático que hay un grupo de personas que queremos ver otro tipo de cine y en México es imposible pues en lo grandes espacios, necesitamos asegurar la diversidad de los temas, asegurar el desarrollo, la difusión, y sin el apoyo y obligación del Estado mexicano no será posible”.

“Queremos lograr que en cada universidad haya por lo menos cuatro ó cinco salas para ver otras películas que no sean de las grandes”, declaró.

Respecto del reconocimiento que le brindará el FIC Monterrey, donde recibirá el Cabrito de Plata como Homenaje Mexicano a la Trayectoria Artística y el Cabrito de Cristal como Ícono del Cine Mexicano, expresó que “que no son nada más, sino reconocimientos a una pasión común, a una cosa que fortalece a una comunidad”.

Giménez Cacho, recordó que antes era un poco resistente a ser homenajeado, “de joven tenía mucha resistencia a los homenajes y reconocimientos, esperar aplausos que te distraían de tu trabajo, pero con el paso del tiempo ya fui entendiendo que estos homenajes no se hacen a uno sino a la pasión que se tiene.

El actor, nacido en España, debutó en el año de 1988 con la película Camino Largo a Tijuana, de Luis Estrada y desde entonces no ha parado de trabajar en cine, teatro y televisión.

Sin Embargo
31/08
3 Puntos
1

People Al Pacino presenta películas en Venecia

Es el caso de Michael Keaton en el Birdman de Iñárritu y el de Al Pacino, por partida doble, en Manglehorn y The Humbling, ambas presentadas hoy en el Lido.El mítico intérprete de Michael Corleone ha aparecido ante los periodistas vestido de negro integral, con gafas de sol y un collar plateado, y con la descarga de ironía preparada ante las inevitables preguntas sobre el declive vital y la depresión."Puede que esté deprimido, pero no soy realmente consciente de ello", bromeó.

Algo pasa este año en el Festival de Venecia con la crisis de los hombres a partir de los sesenta. Es el caso de Michael Keaton en el Birdman de Iñárritu y el de Al Pacino, por partida doble, en Manglehorn y The Humbling, ambas presentadas hoy en el Lido.El mítico intérprete de Michael Corleone ha aparecido ante los periodistas vestido de negro integral, con gafas de sol y un collar plateado, y con la descarga de ironía preparada ante las inevitables preguntas sobre el declive vital y la depresión."Puede que esté deprimido, pero no soy realmente consciente de ello", bromeó. "De hecho esta mañana me levanté pensando en retirarme (del cine) pero al verlos a todos ustedes aquí me puse contento y cambié opinión".Y es que en Manglehorn, la cinta de David Gordon Green que compite en la sección oficial, Al Pacino hace el papel de un viejo cerrajero que nunca superó la ruptura con un amor del pasado y sigue escribiéndole cartas, mientras permanece cínicamente ajeno a todo lo que ocurre a su alrededor.Ni siquiera una dulce y encantadora Holly Hunter, que tiene algo más que un ligero interés por él, consigue sacarle de su cínico aislamiento, en este nuevo largometraje del director de Joe (2013).Más personal aún es The Humbling, que se ha proyectado fuera de concurso. Basada en una novela de Philip Roth, la película cuenta la historia de Simon Axler, un actor que va perdiendo facultades en el escenario a la vista de todos y decide retirarse por un tiempo.Fue el propio Al Pacino quien buscó al ganador de un Oscar, Barry Levinson, para sacar adelante el proyecto, que cuenta con la Greta Gerwig de Frances Ha en el papel Pegeen, la joven que con su actitud vital y su atractivo sexual le hace recuperar cierta pasión."Me gustaba la idea de que fuera un actor, porque sé algo de eso, y también el tono tragicómico de la obra", ha señalado. "Simon es un hombre que siente que ha perdido oportunidades, que se está haciendo mayor y está perdiendo capacidades en su trabajo, lo que le hace entrar en cierto pánico y depresión".Al hilo de este personaje, Pacino reflexionó sobre la profesión de actor y el éxito."El alcohol, las drogas o manejar el éxito, son cargas para cualquiera, pero especialmente para un actor que es visto como alguien glamuroso y envidiable. Sentir que eso desaparece y no puedes hacer nada es realmente deprimente", aseguró.Eso sí, personalmente las cuentas le salen bastante bien. "Me siento muy afortunado porque encontré algo en la vida que me gusta hacer. Digamos que el avión no va a aterrizar aún", aseguró el intérprete de 74 años, dando a entender que no piensa en la retirada.El ganador de un Oscar por "Scent of a Woman" (y otras siete veces nominado) no tuvo reparos en admitir que a veces acepta implicarse en películas comerciales, e incluso ha hecho algún anuncio, que compagina con otros proyectos que de verdad le apasionan."Para mí, las películas comerciales son una especie de tercera vía, pero aparte, cuando te vas haciendo mayor, necesitas seguir sintiendo deseo por las cosas, y de eso se trata, de hacer algo que de verdad te apetezca".La jornada de hoy en el certamen ha dado aún más de sí, con la visita de una leyenda, Catherine Deneuve, y dos hijas de leyenda, Chiara Mastroianni y Charlote Gainsbourg. Las tres son madre e hijas en 3 coeurs, la otra película de competición del día, dirigida por Benoit Jacquot.El guión plantea un triángulo amoroso entre las dos hermanas y un personaje interpretado Benoit Poelvoorde, que también protagoniza otra de las cintas francesas en competición, "La rançon de la gloire", de Xavier Beauvois. sc

El Universal
30/08
3 Puntos
1

People Kristen Stewart, sin secretos

GUADALAJARA, JALISCO (30/AGO/2014).- Kristen Stewart será la portada de la revista “Vanity Fair Francia” para el mes de septiembre. “Las historias son divertidas, pero no se dan cuenta de que hay personajes que han sido expuestos en los medios de comunicación para que la gente consiga una ración semanal de estas historias. De hecho, sin alcanzar la notoriedad de sus dos grandes éxitos, Kristen logró protagonizar este año cuatro películas.

GUADALAJARA, JALISCO (30/AGO/2014).- Kristen Stewart será la portada de la revista “Vanity Fair Francia” para el mes de septiembre. Para esa edición, la actriz concedió a la publicación una entrevista en la que habló de los numerosos rumores en torno a su vida privada.

De acuerdo al portal E!Online, Stewart sabe perfectamente la manera en la que los medios manejan algunas historias, lo cual no le afecta a sus 24 años, pues según sus palabras, nadie sabe “una mier...” acerca de lo que está pasando.

“Las historias son divertidas, pero no se dan cuenta de que hay personajes que han sido expuestos en los medios de comunicación para que la gente consiga una ración semanal de estas historias. Es como la telenovela. Trato de no dejar que se metan conmigo, porque mi verdadera vida personal, tanto como la gente piensa que lo saben”.

Sobre su vida profesional, la actriz confesó que después de ''Crepúsculo'' y ''Blancanieves'' pensó en no hacer cintas de esa misma talla.  “Creo que después de 'Crepúsculo' y 'Blancanieves', que fueron grandes películas, sentí que no quería buscar otra grande y exitosa película”.

Agregó: “Una cosa que la gente hace tras haber hecho dos películas enormes es pensar que eso es a lo que se deben de dedicar, a hacer grandes filmes, y seguir en esa onda. Yo me bajé de esa enorme onda y dije: voy a ir a por ello por ahora, pero volveré a salir más tarde”.

De hecho, sin alcanzar la notoriedad de sus dos grandes éxitos, Kristen logró protagonizar este año cuatro películas.

El Informador
30/08
20 Puntos
1

People Keira Knightley, reconciliada con su atracción por las películas de época

"De repente, me dije: De acuerdo, obviamente me siento empujada hacia estas películas. Me encanta la historia, leer novelas históricas y ver obras de época así como interpretarlas", reflexionó la actriz. LONDRES, INGLATERRA (20/AGO/2013).- La actriz británica Keira Knightley ha admitido que, tras años de sentirse "culpable" por protagonizar tantas películas de época, por fin se siente cómoda con su afición a ese cine, en una entrevista publicada hoy por la revista TV Times.

LONDRES, INGLATERRA (20/AGO/2013).- La actriz británica Keira Knightley ha admitido que, tras años de sentirse "culpable" por protagonizar tantas películas de época, por fin se siente cómoda con su afición a ese cine, en una entrevista publicada hoy por la revista TV Times.

La guapa estrella de Hollywood, protagonista de populares cintas como la saga de "Pirates of the Caribbean", "Anna Karenina" y "Pride and Prejudice", reconoció que muchas veces se ha preguntado por qué se ha visto envuelta tan a menudo en ese tipo de producciones.

"Me he hecho esta pregunta a mí misma muchísimas veces y creo que cuando era más joven esto mismo me hacía sentir realmente mal y pensaba que estaba haciendo algo malo al tener papeles en tantas películas de época", dijo la actriz de 28 años.

Knightley, que saltó a la fama mundial gracias a su interpretación en el filme "Bend It Like Beckham" en 2002, apuntó que ya ha dejado atrás esa sensación de "culpa".

"De repente, me dije: De acuerdo, obviamente me siento empujada hacia estas películas. Me encanta la historia, leer novelas históricas y ver obras de época así como interpretarlas", reflexionó la actriz.

En su opinión, su atracción natural hacia ese tipo de papeles tiene "algo que ver con la fantasía", algo que le "encanta", según explicó.

La actriz, que el pasado mayo se casó en el sur de Francia con el teclista del grupo The Klaxons James Righton, también consideró que a lo largo de los años se ha convertido en una "persona diferente".

"Cambias con tus experiencias. Sería triste si no fuera así", comentó en la entrevista, en la que admitió que su fama "no es tan grande como la de Brad Pitt, afortunadamente".

El Informador
30/08
15 Puntos
1

Money Tradición japonesa del 'benshi' revive en el teatro mexicano 

Cada una de ella relaciona su romance con la música de una película distinta, y esta vez las cintas son Casa Blanca de Michael Kurtiz, Ocho y medio de Federico Fellini y Bajo el peso de la ley de Jim Jarmush.“La selección de las películas se hizo con base en la música. Sin embargo, el público joven es quien se ha apropiado de la música y las referencias de estas películas, trasladadas un poco a la obra de teatro.“La historia de las tres mujeres es el tema.

Para esta puesta en escena se necesita un benshi. Él se encargará de ilustrar los acontecimientos para que la música, las imágenes y las anécdotas cumplan su cometido: envolver a los asistentes en un halo musical, porque toda historia de amor tiene un Soundtrack, cabaret fílmico.

Bajo este nombre, el director mexicano Luis Martín Solís presenta su más reciente trabajo, un espacio para la investigación sonora y musical, asegura, que parte de la idea japonesa de los benshis, afamados narradores durante el periodo del cine mudo, con una fuerte influencia en las exhibiciones de cine durante la primera mitad del siglo XX.

“Desde hace tiempo tenía la intención de hacer un ejercicio con los Benshis. El montaje El automóvil gris, del talentoso director Claudio Valdés Kuri fue la primera muestra que vimos en nuestro país sobre esta tradición japonesa”, detalla Solís, quien ha impartido talleres de creación teatral en el Middlebury College, de Vermont.

Soundtrack, cabaret fílmico cuenta la historia de Claudia, Michelle y Sofía, tres mujeres que comparten la habitación del hotel luego de que sus vuelos se retrasaran a causa de una tormenta en el aeropuerto. Cada una de ella relaciona su romance con la música de una película distinta, y esta vez las cintas son Casa Blanca de Michael Kurtiz, Ocho y medio de Federico Fellini y Bajo el peso de la ley de Jim Jarmush.

“La selección de las películas se hizo con base en la música. Son canciones emblemáticas porque se busca que las historias de estas tres mujeres se relaciones con la música de las películas”, puntualiza Solís, que además presentó esta obra en el Festival de Arte Contemporáneo de León, en Guanajuato.

La pieza teatral se compone de 11 canciones. La selección contempla melodías de músicos tan importantes como Nino Rota, Tom Waits, Georges Gershwin y Max Steiner, todos responsables de la banda sonora de los diferentes largometrajes.

Con una repuesta inesperada por parte del público, Martín Solís reconoce que su propuesta ha seducido, sobre todo a los asistentes masculinos. Sin embargo, el público joven es quien se ha apropiado de la música y las referencias de estas películas, trasladadas un poco a la obra de teatro.

“La historia de las tres mujeres es el tema. Los fragmentos de las películas, así como las canciones son sólo para contextualizar la narración, y algo curioso es la atención que ponen los hombres en los diferentes galanes porque muchas veces no dan crédito a que figuras tan disimiles entre sí, sean tan atractivos al mismo tiempo, como es el caso de Tom Waits o Humprey Bogart”, afirma.

Soundtrack, cabaret fílmico estará en temporada por tres semanas en el Foro de las Artes. Jueves y viernes, la función es a las 20:00 hrs. Sábados 19:00 hrs y domingos 18:00 hrs; del 28 de agosto al 14 de septiembre. Entrada general: $150

El Financiero
30/08
1 Puntos
1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13

Hitchcock, a la altura de Bergman: Hermosillo - Grupo Milenio

La modelo y actriz estadunidense se elevó a la fama gracias a su actuación en Los pájaros pero, como se detalla en la película, tuvo que pagar un costo muy alto por las exigencias actorales del maestro, que resultaron tan traumáticas como la cinta lo fue para el público de la época. Corrían los años 50 en Aguascalientes, cuando Jaime Humberto Hermosillo asistió al estreno de La ventana indiscreta, cinta dirigida por Alfred Hitchcock, con las actuaciones de James Stewart y Grace Kelly.

Corrían los años 50 en Aguascalientes, cuando Jaime Humberto Hermosillo asistió al estreno de La ventana indiscreta, cinta dirigida por Alfred Hitchcock, con las actuaciones de James Stewart y Grace Kelly. Como si recuperara la emoción del niño de entonces, el cineasta dice que "fue tanto el impacto, que mi hermano pensó que de la emoción me iba a desmayar. Estaba al borde de la butaca, el corazón me palpitaba y hasta dejé de respirar".

Las décadas han pasado y no ha disminuido su pasión por el cine del director fallecido en 1980, como podrá constatarse en la Cátedra Cineteca Nacional que el director mexicano impartirá con el título Trasfondos perversos en la obra del maestro Hitchcock y algunos discípulos. En una serie de charlas que se llevarán a cabo los sábados del 6 de septiembre al 13 de diciembre, Hermosillo analizará la obra del director, así como su influjo en otros cineastas.

En la cafetería de la Cineteca Nacional, Hermosillo recuerda en entrevista con MILENIO que la experiencia con La ventana indiscreta lo llevó a convertirse en "filmófago. Es decir, ir a ver cuanta película era posible. Mi hermano Marcelino, mayor que yo, nos orientaba mucho y hacíamos álbumes con recortes de artistas. Fue él quien nos hizo ver una cosa: podemos ver una película de un actor o una actriz que nos guste mucho, y luego ver otra del mismo actor o actriz, y que no nos guste. 'Póngale atención ?nos decía? a alguien que no aparece en las películas, pero es quien las hace: se le llama director'".

La lección significó su paso de filmófago a cinéfilo, agrega el director de cintas como La pasión según Berenice, La tarea y Doña Herlinda y su hijo. "Significaron mucho para mí directores como John Ford, Vincente Minnelli y Alfred Hitchcock, por mencionar a tres que vienen a mi mente que hicieron cine en Estados Unidos en esa época. Años después, al prestarle atención a las películas de Hitchcock me di cuenta de que no solo eran emocionantes, sino que también tenían temas que luego se iban a repetir en otras películas, como era el asunto del falso culpable, alguien que era acusado de algo, lo perseguían y tenía que demostrar su inocencia".

Hermosillo afirma que en su cine nunca ha pensado en contar historias que se parezcan a las películas del cineasta nacido en Londres en 1899: "De Hitchcock me fue muy útil darme cuenta de que era un narrador extraordinario, lo que hace que estemos interesados en sus películas. Ciertas películas de acción con muchas persecuciones pueden ser aburridas, pero, en su caso, funcionan de manera extraordinaria porque, como excelente narrador, nos informa de manera que entendamos claramente

de qué se trata una historia".

Se considera muy afortunado porque durante su formación cayeron en sus manos libros que se volvieron de cabecera: El cine de Hitchcock, de Robin Wood, y El cine según Hitchcock, de François Truffaut. Para el cineasta, la obra de Wood resultó "absolutamente reveladora respecto a la obra de Hitchcock y de su importancia. En esos años, mediados de los 60, se le tenía como un cineasta menor, alguien que solo hacía cintas de suspenso, pero muy sabiamente, y antes que muchos otros, Wood pudo llamar la atención a que era un gran autor".

Jaime Humberto Hermosillo tuvo la fortuna de conocer a Wood cuando propició que lo invitaran a la Primera Muestra de Cine en Guadalajara. Se volvieron amigos y hasta juntos escribieron un guión. "Tuve el privilegio de estar con él y platicar de manera informal. Luego lo vi en Toronto, lo que me permitió conocer muchas cosas sobre Hitchcock que luego incluiría en el libro Hitchcock's Films Revisited, que agrupa su primera obra sobre el cineasta y un análisis ampliado. Eso me estimuló mucho para hacer este curso, lo mismo que el libro de Truffaut. Yo espero poder ofrecer a quienes vengan algo más allá de lo que está en estos libros. Me interesa compartir cómo fue útil para mí para tratar de mejorar mi narrativa. Hitchcock es un verdadero maestro y, añadiría, un autor tan personal como Buñuel o Bergman. Es un verdadero autor".

En la cátedra se podrán ver diez cintas de Hitchcock: La sombra de una duda, Tuyo es mi corazón, Extraños en un tren, La ventana indiscreta, Vértigo, Intriga internacional, La soga, Psicosis, Los pájaros y Frenesí, así como cinco cintas de cineastas influidos por el maestro del suspenso: La otra, de Roberto Gavaldón; El carnicero, de Claude Chabrol; La sirena del Mississippi, de François Truffaut; Matinée, de Jaime Humberto Hermosillo, y El escritor fantasma, de Roman Polanski.

Los seguidores

Si Hermosillo incluyó a Truffaut en la lista de los cineastas influidos por Hitchcock, tiene que ver, primero, con su profundo conocimiento del director británico, como se advierte en su libro: "Estoy seguro de que en muchas de sus películas se inspiró en la maestría narrativa de Hitchcock, pero tiene dos películas absolutamente hitchcockianas: La sirena del Mississippi y La dama vestida de negro, que están incluso basadas en libros del autor de La ventana indiscreta, Cornell Woolrich. Opté por la primera porque tiene muchos puntos de contacto con Vértigo".

De Claude Chabrol, quien junto Éric Rohmer escribió el libro Hitchcock, eligió El carnicero, aunque tiene otros filmes en los que es notable el influjo del director de Los pájaros. "Me incliné por aquella porque me fascina, me parece una película perfecta. Y qué tal que Roberto Gavaldón, con un guión de José Revueltas, en los años 40 hace La otra, con Dolores del Río, donde se puede ver la influencia del Hitchcock de esa época en el uso del blanco y negro. Me dio mucho gusto poder incluir una película mexicana. También se exhibirá El escritor fantasma, de Roman Polanski".

El cineasta admite que en su película Los nuestros, inspirada en El malentenido, de Albert Camus, "había algo hitchcockiano porque había un asesinato y personajes que estaban en la parte oscura: una madre que, sin saberlo, asesina a su propio hijo. Mi película toma únicamente la situación de la obra de teatro de Camus, quien a su vez tomó de una noticia periodística. Como mis maestros son los del cine estadunidense y los de la nueva ola, me preocupaba mucho cómo narrar con imágenes de una manera que fuera accesible para los que serían mis espectadores. Vino La verdadera vocación de Magdalena, mi debut en cine, que no tiene nada que ver con Hitchcock en el sentido de la trama, pero sí en el sentido de narrar bien y de cómo mover la cámara, poner en escena y todo ello".

Considera que si en La pasión según Berenice puede haber algo de Hitchcock, Matinée fue su primera película de emoción, un thriller. "La escogí para esta cátedra, para que quienes asistan vean primero Intriga internacional, uno de los thrillers maravillosos de Hitchcock, y luego Matinée, para explicarles cómo me influyó, no solo temáticamente sino en la forma de narrar. Podría haber elegido La tarea y ponerla junto con La soga, porque sin duda abrió para mí unas perspectivas como espectador al hacer una película en un solo espacio, sin ser teatro. No la puse porque es una cinta muy conocida".

El mago del suspenso como personaje

Si bien el interés por la obra de Alfred Hitchcock no ha decaído, el estreno en 2012 de Hitchcock, cinta dirigida por Sacha Gervasi, contribuyó a presentarlo a nuevas generaciones. Basada en libro de Stephen Rebello Alfred Hitchcock and the Making of Psycho, nos invita a asomarnos al entorno del rodaje de una de sus cintas más célebres: Psicosis. Aunque en ocasiones el maquillaje del rostro de Anthony Hopkins lo hace parecer exagerado, la interpretación de Helen Mirren como Alma Reville, mujer del cineasta, nos permite conocer el peso que ésta tuvo en la consecución de obras ahora señaladas como emblemáticas. Como se advierte en la película, la relación del director con los actores no era miel sobre hojuelas, pero a muchos de ellos el resultado les abrió el camino para ser incluidos en las historias del cine.

El filme para televisión The Girl, de Julian Jarrold, realizado también en 2012, aborda la relación del director, interpretado por Toby Jones, con la actriz Tippi Hedren, estelarizada por Sienna Miller. La modelo y actriz estadunidense se elevó a la fama gracias a su actuación en Los pájaros pero, como se detalla en la película, tuvo que pagar un costo muy alto por las exigencias actorales del maestro, que resultaron tan traumáticas como la cinta lo fue para el público de la época.

Milenio
30/08
6 Puntos

People "Los Indestructibles 3, actores jóvenes con fuerza"

Ya las secuencias de acción de estas películas son bastante pobres y mal ejecutadas como para que decidan quitarle la violencia gráfica.En realidad suena a que hay más puntos negativos que positivos en esta película y así es. Y, más importante aún:¿cómo puede existir una película con los mercenarios más despiadados del séptimo arte, sin que ninguno de sus enemigos salpique líquido rojo, aunque sea digital, por todos lados. México, DF.- Nadie espera una buena historia de estas películas.

México, DF.- Nadie espera una buena historia de estas películas. Es más, nadie espera nada de estas cintas que no sea ver a los grandes héroes de las películas clásicas de acción tirando balazos, haciendo estallar cosas y matando gente, hombro con hombro en un equipo sin igual. Hasta la fecha, semejante promesa solo ha sido cumplida por la segunda parte estrenada en 2012, pues ahora la tercera entrega optó por ir hacia un camino diferente. Mientras que sustituye parte de su elenco original con otros héroes, busca meter a la fuerza a nuevos actores jóvenes, para intentar dejar de lado a los veteranos. ¿Quién les dijo que era buena idea olvidarse de los clásicos? 

Lo importante de estas películas es el elenco: aquí le decimos adiós a Chuck Norris y Bruce Willis y en cambio recibimos a Wesley Snipes, Antonio Banderas, Harrison Ford y Mel Gibson, quien es el nuevo antagonista. Gibson interpreta a un maleante traficante de armas que en el pasado fundó el equipo de ?Los Indestructibles? junto a Sylvester Stallone. Cuando Stallone se entera de que su traicionero amigo sigue con vida, hará todo lo posible por acabar con él, mientras que decide que ya no quiere estar con su viejo equipo integrado por Jet Li, Jason Statham, Dolph Lundgren, Randy Couture y hasta el recién recultado Snipes. Todos ellos dirán adiós para ser reemplazados por Kellan Lutz, Ronda Rousey, Glen Powell y Victor Oritz.

Seamos honestos, ¿a quién le importan estos nuevos jóvenes? Ninguno de ellos tiene presencia, ni encanto suficiente para que nos interesemos. Todos nos son presentados apresuradamente e incluso se dan tiempo para inventarle un pasado turbulento a Lutz. Aún así, pudieran matarlos en cualquier instante y no nos inmutaríamos, como sucedió con Liam Hemsworth en la cinta anterior, una decisión atinada, al quitarlo del camino apenas comienza la cinta. Si entramos a ver una de estas películas es por que queremos ver a Stallone, a Arnold Schwarzenegger, a Bruce Willis, a los grandes héroes veteranos juntos. Ni Hemsworth, ni el nuevo equipo de jóvenes de esta tercera entrega, tienen la suficiente trayectoria detrás de ellos para que nos importen.

Mientras que en la cinta anterior Hemsworth no era más que un personaje secundario que pronto desaparece, en esta nueva entrega tenemos a todo un equipo nuevo, quienes literalmente vienen a reemplazar a los viejos, y que ocupan una gran parte de la película

Hay que ser sinceros, estas cintas son como un chocolate que se te antoja cuando vas a la tienda: sabes que no lo necesitas, que incluso puede ser dañino para tu salud, pero puede brindarnos un breve momento de placer, que después podemos olvidar. Es un capricho: queremos ver a los héroes de acción juntos, en realidad no nos importa lo que hagan, siempre y cuando tengan un arma en sus manos y estén acribillando a balazos a una cantidad infinita de maleantes.

¿Cumple esta tercera película con ese capricho? La verdad es que la ausencia de Bruce Willis y Chuck Norris se siente. En la primera película Willis y  Schwarzenegger se limitaron a platicar, dejándonos a todos con la promesa de que pelearían juntos, y no fue sino hasta la segunda entrega que vimos semejante hazaña. Ahora, el caso es un poco similar a la primera. Si bien Mel Gibson y  Schwarzenegger nos dan la prometida acción, Wesley Snipes y Harrison Ford se quedan cortos, este último dedicándose a volar un helicóptero,  ¿una referencia a su papel en ?Star Wars? o el actor ya no tiene edad para hacer acrobacias al estilo de Indiana Jones? Mención aparte merece Antonio Banderas, que interpreta a un personaje que se la pasa burlándose de sí mismo, lo cual francamente no es muy gracioso; se supone que estos son tipos duros y asesinos, no tristes personajes que no consiguen tener amigos.

Como si a esta cinta no le fuera suficiente con lo antes mencionado, contrario a toda lógica, decidieron bajarle la clasificación, lo cual supuso la eliminación completa de toda gota de sangre. Es decir, en esta tercera entrega hay balas y explosiones de sobra, pero ninguno de los muertos sangra. Quizá con la intención de abarcar un público más amplio se optó por esta opción, lo cual es francamente incomprensible. De por sí la trama es completamente inverosímil, ¿qué sentido tiene que los personajes no sangren? Y, más importante aún:¿cómo puede existir una película con los mercenarios más despiadados del séptimo arte, sin que ninguno de sus enemigos salpique líquido rojo, aunque sea digital, por todos lados? Ya las secuencias de acción de estas películas son bastante pobres y mal ejecutadas como para que decidan quitarle la violencia gráfica.

En realidad suena a que hay más puntos negativos que positivos en esta película y así es. Si queremos una cinta de acción que reúna a los grandes y verdaderos ?indestructibles?, podemos mejor volver a ver la segunda parte. 

Por otro lado, si solo se quiere pasar el rato, sin pretensión de nada más, la cinta cumple en su función de entretener. Si al menos usted  siente algo de curiosidad por saber cómo se siguen manteniendo en pie todos estos actores, cargando toda clase de artillería pesada, entre escombros y muchas explosiones, puede entretenerse un rato con esta película. Se trata de una diversión pasajera, pero no alcanza a cumplir las altas expectativas de lo que promete, sintiéndose francamente innecesaria.

el dato

Dirección: Patrick Hughes

Elenco: Sylvester Stallone, Wesley Snipes, Antonio Banderas, Harrison Ford, Mel Gibson Jet Li, Jason Statham, Dolph Lundgren y Randy Couture.

Género: Acción

Clasificación: B

Duración: 127 minutos

Dónde: La cinta se exhibe actualmente en los cines de la ciudad. Consulte la cartelera.

Vanguardia
29/08
7 Puntos
1

People No saben "una mierda" de mi vida: Kristen Stewart

La actriz Kristen Stewart será la portada de la revista Vanity Fair Francia para el mes de septiembre. La artista concedió a la publicación una entrevista en la que habló de los rumores en torno a su vida privada.De acuerdo al portal E.

La actriz Kristen Stewart será la portada de la revista Vanity Fair Francia para el mes de septiembre. La artista concedió a la publicación una entrevista en la que habló de los rumores en torno a su vida privada.De acuerdo al portal E!Online, Stewart saber perfectamente la manera en la que los medios manejan algunas historias, lo cual no le afecta a sus 24 años, pues segús sus palabras, nadie sabe "una mierda" acerca de lo que está pasando."Las historias son divertidas, pero no se dan cuenta de que hay personajes que han sido expuestos en los medios de comunicación para que la gente consiga ración semanal de estas historias. Es como la telenovela. Trato de no dejar que se metan conmigo, porque mi verdadera vida personal, tanto como la gente piensa que lo saben".Sobre su vida profesional, la actriz confesó que después de Crepúsculo y Blancanieves pensó en no hacer cintas de esa misma talla. 

"Creo que después de Crepúsculo y Blancanieves, que fueron grandes películas, sentí que no quería buscar otra ‘grande y exitosa película", agregó: "Una cosa que la gente hace tras haber hecho dos películas enormes es pensar que eso es a lo que se deben de dedicar, a hacer grandes films, y seguir en esa onda. Yo me bajé de esa enorme onda y dije: voy a ir a por ello por ahora, pero volveré a salir más tarde".De hecho, sin alcanzar la notoridad de sus dos grandes éxitos, Kristen logró protagonizar este año cuatro películas. rad 

El Universal
29/08
0 Puntos
1

People Tributo en el autocinema dedicado a Robin Williams

[email protected] El mes próximo Robin Williams, el actor que fuera encontrado muerto hace dos semanas, será objeto de un homenaje en Autocinema Coyote.En el inmueble se proyectarán cinco películas que protagonizó, las cuales fueron elegidas por votación del público a través de Internet.Los títulos programados los domingos en el autocinema son Papá por siempre, Hook, Jumanji, La sociedad de los poetas muertos y Más allá de los sueños.Isaac Ezban, socio de Autocinema Coyote, enclavado en la zona de Santa Fe, en la ciudad de México, calificó de tributo el evento.“Todos crecimos con Robin y, sobre todo, el público target del Autocinema; se le va a extrañar aunque hacía mucho que no hacía películas destacables ?consideró el ejecutivo?. Como siempre, las películas fueron votadas por medio de redes sociales, en la página del lugar, hicimos dinámicas para escogerlas”, agregó.El Autocinema Coyote tiene capacidad para cerca de 200 autos, con un costo de boleto de 200 pesos sin límite de personas adentro del automotor que llegue.Ezban adelanta que para octubre se tendrá un programa alusivo al terror, por el Día de Muertos.El homenajeadoRobin Williams fue encontrado muerto el pasado 11 de agosto en su departamento, aparentemente por suicidio.Días después su viuda reveló que el actor sufría los primeros síntomas de la enfermedad de Parkinson, sobre lo cual todavía no estaba preparado para hacerlo público.Poco antes de su deceso, Williams había dado palabras de aliento a un enfermo de cáncer terminal y regalado su bicicleta favorita.No obstante sus ataques de depresión, hasta el momento no hay pruebas suficientes para determinarlo como causa principal para tomar la decisión del suicidio.Sus restos fueron cremados y lanzados al mar. Apenas el domingo fue homenajeado en los Emmy.

El Universal
29/08
3 Puntos
Anuncio
Anuncio
Anuncio